THE BEACH BOYS
PET SOUNDS (1966)

Por Pablo Souto.

Nota (Sobre 5): 5
Discográfica: Capitol.
Publicación: 16 de Mayo de 1966. Grabado en los Gold Star Studios, Western Studios, y Sunset Studios, Los Angeles (California).
Producción: Brian Wilson.

Personal:
Brian Wilson - Voz, piano, organo, bajo, percusión y theremin.
Mike Love - Voz.
Carl Wilson - Voz.
Al Jardine - Voz.
Dennis Wilson - Voz.

Personal adicional - Jerry Cole (guitarra eléctrica), Lyle Ritz (Contrabajo), Frank Capp (Percusión), Al De Lory (Piano), Bill Green (Saxo), Hal Blaine (Batería), Julius Wechter (Percusión), Carl Fortina (Acordeón), Tommy Morgan (Harmónica), Larry Knechtel (Piano), Don Randi (Piano), Jim Horn (Saxo), Carol Kaye (Bajo eléctrico) y Sid Sharp (Dirección de Orquesta).

1. Wouldn't It Be Nice (Brian Wilson/Tony Asher)
2. You Still Believe In Me (Brian Wilson/Tony Asher)
3. That's Not Me (Brian Wilson/Tony Asher)
4. Don't Talk (Put Your Head On My Shoulder) (Brian Wilson/Tony Asher)
5. I'm Waiting For The Day (Brian Wilson/Mike Love)
6. Let's Go Away For A While (Brian Wilson)
7. Sloop John B. (Tradicional. Arreglos: Brian Wilson)
8. God Only Knows (Brian Wilson/Tony Asher)
9. I Know There's An Answer (Brian Wilson/Terry Sachen)
10. Here Today (Brian Wilson/Tony Asher)
11. I Just Wasn't Made For These Times (Brian Wilson/Tony Asher)
12. Pet Sounds (Brian Wilson)
13. Caroline No (Brian Wilson/Tony Asher)

Pet Sounds es el mejor disco de la historia del Rock; Así de claro y de rotundo. Una autentica obra magna salida de la mente de un genio llamado Brian Wilson, que cansado de seguir por las pautas comerciales que le imponía su casa discográfica decide crear un Lp que sea la obra mayor de un grupo o artista del momento...

Y lo consiguió; Pet Sounds fué grabado practicamente en solitario por Brian Wilson y músicos de estudio, mientras el resto de los Beach Boys estaban de gira; Brian también buscó la colaboración del letrista Tony Asher, que colabora en las letras con Brian plasmando sus ideas y sentimientos.

Una vez que el disco estaba casi terminado, el resto de los Beach Boys simplemente se limitaron a poner las voces; Brian había terminado un Lp autenticamente revolucionario para la época; Pet Sounds es un disco impregnado de melancolía, lirismo y de una pura introspección; Los arreglos están cuidados hasta el mas mínimo detalle, las melodías son bellas, complejas y con ciertos aires cinematográficos. Brian Wilson había creado un autentico hito en el mundo del disco, con este disco se demostró que la música pop podía ser tan compleja como la música sinfónica, Brian Wilson no había creado un disco, había creado una Obra de Arte.

El comienzo del álbum con "Wouldn't It Be Nice" es una entrada en el paraíso, una melodía alegre acompañada por unas voces como siempre espléndidas; fué uno de los temas editados en single y con bastante éxito (numero 8 en la Billboard). "You Still Believe In Me" es una soberbia balada con acompañamiento barroco y unos arreglos corales que ponen ciertamente la piel de gallina, Brian incluyó el sonido de un timbre de una bicicleta en medio de la marabunta de saxos, percusiones y teclados.

"That's Not Me" fluye en medio de unas complejas combinaciones de bajo, órgano y percusión y "Don't Talk (Put Your Head On My Shoulder)" es uno de los momentos mas introspectivos y mas desgarradores del disco; un tema donde Brian canta con pasión y mimo; los arreglos de percusión y la subida de violines al final del tema es antológica.

"I'm Waiting For The Day" comienza con una potente percusión acompañada de un efectivo juego de órganos, canción llena de cambios y francamente trepidante, flautas, violines y unos increibles coros redondean la canción.

"Let's Go Away For A While" es una de las mejores instrumentales que se han construido en el mundo del pop, para este tema Brian Wilson utilizó doce violines, piano, cuatro saxos, un oboe, dos bajos, percusión y una guitarra con una botella de Coca-Cola en las cuerdas para conseguir el sonido de bottleneck. "Sloop John B." es con diferencia el tema mas comercial del disco, la canción (un tema tradicional de folk) fué arreglada con maestría por Brian, convirtiéndose en uno de los temas mas populares de la banda (numero 3 en las listas de Billboard).

"God Only Knows" son palabras mayores, una de las mejores canciones del siglo XX. Esta joya, cantada con una extrema belleza por Carl Wilson, es una melodía celestial arropada por instrumentos de cuerda, oboe, campanas y clavicordios; los arreglos vocales son de lo mejor que se ha oído nunca, con un climax final donde Brian Wilson, Bruce Johnston (con una voz sumamente dulce) y Carl Wilson hacen una de las mas bonitas sucesiones de voces que se hallan podido escuchar.

"I Know There's An Answer" iba a titularse inicialmente "Hang On To Your Ego", pero la letra le pareció una apología de las drogas a Mike Love y obligó a cambiar letra y titulo a Brian, que al final claudicó; es otra canción con complejos arreglos y con unos juegos de teclados en primer plano.

"Here Today" está cantada por Mike y en este tema queda claramente demostrada la maestría de Brian en la mesa de mezclas, cambios repentinos de rítmo, órganos combinados, el bajo, paradas en seco del tempo, una autentica gozada. "I Just Wasn't Made For These Times" nos muestra por primera vez la utilización del Theremin en la música rock (un instrumento creador de sonidos muy agudos y muy utilizados en las peliculas de terror de series B).

El tema que titula el disco, "Pet Sounds", es otra bella pieza instrumental con Brian utilizando dos latas vacías de Coca-Cola como método de percusión. El disco finaliza con la emotiva "Caroline No", un bello canto dedicado a la perdida de la inocencia. Ahh! Por cierto, los perros que se oyen al final del disco eran Banana y Louie, los perros de Brian.

Cuando el disco salió al mercado, el 16 de Mayo de 1966, fué calificado unanimemente por la critica como Obra Maestra, los Beatles quedaron rapidamente impresionados por este hallazgo, que les serviría de patrón y modelo para crear al año siguiente el celebérrimo Sgt. Pepper's Lonely Hearts Club Band.

Con este disco Brian Wilson se consagraba como uno de los mayores genios de la música pop y los Beach Boys como líderes y abanderados de las nuevas tendencias. Meses mas tarde vendría el inmortal clásico Good Vibrations que se encargaría de confirmarlo; después de todo eso, Brian quería superarse a si mismo intentado crear una obra musical aún mayor, llamada Smile, pero eso es otra historia.

Volver a Discos