Inicio | Presentación | Dirección y servicios | Fondos | Notas de bibliofilia

 

Inicio > Notas de Bibliofilia > Entrega 1: "Galicia: revista quincenal ilustrada"

   
   NOTAS DE BIBLIOFILIA - ENTREGA 1

 

 

 

 
   Galicia: revista quincenal ilustrada, comienza su andadura en Madrid, el día 25 de Julio de 1906, y surge como iniciativa de la colonia gallega en el seno del Centro Gallego de Madrid. Fundada y dirigida por Augusto C. de Santiago y Gadea, que firma como “Abate Lepe” unas curiosas noticias bajo el epígrafe “tijereteos”, pasará, a finales de 1907, a manos de Javier Vales Faílde, Manuel Vidal y Rodríguez y Basilio Álvarez: “sin duda los tres clérigos de más brillante porvenir en los medios eclesiásticos de la Corte”, como comenta José Antonio Durán en el t. XV de la Gran Enciclopedia Gallega.
 

 

 

 


Javier Vales Failde

 

 

   Está en línea con otras publicaciones bilingües (el gallego se utiliza en textos literarios, exclusivamente en poesías) de ambos lados del Atlántico como Santos e meigas, revista semanal ilustrada, que ve la luz en la Habana el 9 de agosto de 1908, o la también cubana Airiños d´a miña terra, revista decenal ilustrada que aparece el 10 de mayo de 1909. En esta última publicación aparece en su frontispicio el escudo gallego y los de las cuatro provincias, tema iconográfico recurrente que podemos ver en portadas de publicaciones periódicas del s. XIX como por ejemplo, y sin salir de Cuba, Galicia ilustrada, revista semanal.

   En la publicación madrileña vemos la personificación de Galicia abrazando a una alegoría del progreso? que tiene a los pies los escudos de las provincias gallegas, todo ello enmarcado por laurel, artes de pesca y escudo real, con un fondo marinero en el que se destaca la Torre de Hércules.

   Esta portada, coronada por el título de la revista con una tipografía modernista, la firma Manuel Jorreto Madrona, profesor de pintura en el Centro Gallego de Madrid y genial artista, del que se nos cuenta que modeló en nieve el busto del Rey Alfonso, en la Casa de Campo, “y en presencia de la familia real, con tal acierto y parecido que hubo de fundirse en bronce en la casa de Masniera ...”

 
 

 

 
 

   En sus páginas se recogieron semblanzas y biografías de multitud de personajes: José Rodríguez Carracido, científico ; Martín Echegaray ; Juan González Montenegro, explorador de América del Sur ; Carlos Sobrino, pianista ; Antonio Fernández Bordás, violinista ; Leopoldo Eijo Garay, Sofía Casanova de Lutoslawski ; Concepción Arenal, Servando Fernández-Victorio, magistrado ; José García Barbón ; Armando Cotarelo y Valledor, catedrático compostelano ; Enrique Peinador, médico ; Manuel de Saralegui y Medina ; Antonio López Pelaez, Obispo de Jaca ; Jacobo Caldelas, cirujano ; Antonio Palacios, arquitecto …

También tuvieron un lugar de honor grandes filántropos gallegos: Ramón Santamarina, Vicente Lorenzo Goday, Fernando Blanco de Lema, los hermanos García Naveira …

 

 

Grabado y retrato de Prudencio Canitrot

 
 

   Gerardo Álvarez Limeses, Aureliano José Pereira, Ramón del Valle Inclán, la Marquesa de Ayerbe, César Abellás Álvarez, Manuel Murguía, Manuel Lugrís Freire, el Marqués de Figueroa, Prudencio Canitrot, Jesús Rodríguez Corredoira (pintor), Juan Neira Cancela, Asunción Pérez Freire (actriz) … son innumerables los artistas que colaboraron en sus páginas.

   Cuenta esta publicación, como toda revista ilustrada que se precie, de útiles índices acumulativos de las materias tratadas: agricultura; arqueología y heráldica; bibliografía; biografías y retratos; estadística; etimología; hidrología; higiene; historia; literatura; monumentos, castillos y detalles artísticos; paisajes; apuntes artísticos y actualidades; vistas panorámicas; poesías; tijereteo por el Abate Lepe; variedades, crónicas y actualidades, altos cargos.

 

 

 

 

 

 

  A la derecha, Maximino Iglesias, el primer hombre que sobrevivió sin estómago tras una operación quirúrgica realizada en el Hospital de Santiago de Compostela, un caso que dio la vuelta al mundo.

 
 
 

    También tienen cabida personas corrientes que por avatares de la vida se vuelven protagonistas de la actualidad: a la izquierda, Francisco Rodal Menduiña, héroe del naufragio de la trainera “Leonor”en la Ría de Aldán.

 

 

 

 

   Las ilustraciones son, en su mayoría, retratos de los personajes biografiados o de los colaboradores literarios. No faltan imágenes de monumentos y paisajes que acompañaban a los textos en secciones como el álbum Galicia pintoresca.

  En el n. 12 de 1908 se publican las bases de un concurso fotográfico dotado con 1000 pesetas en cuatro premios de 250.

   Se remataba la publicación con una sección de pasatiempos y publicidad, en la que se incluía el santoral del mes.

 


Fotografía de Pacheco

 

 

   Crónicas de actualidad y vida social gallega, en secciones como Galicia, dentro y fuera de la corte, De nuestra tierra

   Información socioeconómica, cultural y política, de Galicia, Madrid y del otro lado del Atlántico: Los gallegos en las Américas, El tren gallego, La Real Audiencia de Galicia en Mondoñedo, Los horrores de la emigración, En favor de 3000 sordo-mudos y ciegos gallegos, Galicia industrial, Recuerdos de la Guerra de la Independencia, Aggión de Pazos de Arenteiro…

   Todo ello hace de Galicia un interesante producto de su época.

 

 

 

   En el número correspondiente al 15 de septiembre de 1906 se da cuenta del fallecimiento del poeta ourensano Valentín Lamas Carvajal. Acompaña al sentido panegírico de Basilio Álvarez la transcripción de la última carta que el escritor le dirigió, cinco días antes de su muerte, valiéndose de Antonio Rey Soto como amanuense. Sirva, el traerla a esta página, de homenaje al escritor, periodista y hombre bueno.

 

 

 

   Sr. d. Basilio Álvarez:

 

   Mi querido amigo: Contesto á sus dos últimas cartas en una situación horriblemente macabra. Como que después de haber recibido ayer el Viático, ingresé per accidens en la “Academia General de Difuntos.” Los amigos, y yo también, pues siquiera por dos años no quisiera dejar esto, desean que pierda curso; pero estoy bien preparado y temo salir adelante, porque ni aun de enfermo me gusta hacer el papel de tonto.

   Decididamente queda usted en ridículo por haber dicho que mi rostro era abotagado, pues en el momento histórico presente estoy escuálido y, en carne de buena ley, no me quedan en el cuerpo cien gramos. Verdad es que mis excelentes paisanos siempre me han tenido por una mala libra de carne. En cambio, estuvo acertadísimo al decir que tengo un gran corazón. Eso me vale.

   Estoy pasando unos días sin dormir y aguantando los dolores del miserable cuerpo, que se deshace por falta de fuerza vital; pero soy relativamente feliz, porque estoy rodeado de una familia cariñosísima; porque Dios me ha dado una fortaleza de espíritu que jamás he creído tener; porque la conciencia es una excelente amiga que permanentemente me acompaña sin causarme la menor molestia, y porque con ánimo sereno miro cara á cara á la muerte, que dejó de ser para mí lo que es un espantajo para los pájaros y el cocón para los niños.

   No dirá usted que no le dediqué un momento brevísimo. Vaya en paga de lo mucho que trabajó usted para El Eco.

   Adiós y que sea lo que Dios quiera.

 

Valentín Lamas Carvajal

   Orense, 29 de Agosto de 1906

 

 

   
 

GALICIA : revista quincenal ilustrada. – Año 1, n. 1 (25 jul. 1906)- . – Madrid : [s.n.], 1906--[1909] (Est. tip. de la Viuda é hijos de Tello)

   v. : il. ; 28 cm

   Tít. tomado de la cabecera. – Contiene: año 1, n. 1-año 2, n. 15, 17-21, 23-29, 33-año 3, n. 2, 6-7, 10-14. – Índices: n. 11 (en. 1907)-22 (jun. 1907) en n. 34 (dic. 1907) ; n. 23 (jul. 1907)-34 (dic. 1907) en n. 13 (jul. 1908). – Donación de Emilio Duro Peña

Folletos G48

 
Autor: Alejandro Delgado Arce