A la hora de guardar el historial de Messenger en Outlook las principales ventajas que uno tiene es que en cualquier momento ya sea por una urgencia o simplemente por curiosidad existe la posibilidad de revisar una determinada conversación que bien se ha mantenido hace un día o mismamente hace un año. Cuando uno maneja muchas conversaciones a lo largo del día, lo cierto es que resulta imposible recordar qué se ha hablado con cada contacto después de iniciar sesión en el correo.

Guardar el historial de Messenger en Outlook

Para guardar este historial en el nuevo Outlook basta con acceder a la pestañita de “Configuración” -la cual está cerca del dibujo de la tuerca- para después pinchar en “Más opciones de configuración de cuenta” y más tarde en “Historial de mensajes”. Desde allí simplemente hay que seguir lo que aparece en la captura superior y… ¡listo!

Ya sea por motivo de un viaje o por motivos personales, muchas veces una persona puede necesitar seguir atenta a su correo pero desde cuentas que quizás no sean las suyas propias. Reenviar correos de Hotmail es algo muy sencillo que se puede realizar de forma completamente gratuita a través del propio menú de este servicio que aparece una vez el usuario ha terminado de iniciar sesión, de modo que todo aquel interesado en probar esta función simplemente ha de seguir este breve tutorial.

Reenviar correos de Hotmail a otra cuenta

Dentro del menú de “Opciones”, en la propia sección de “Correo”, se encuentra la función de “Reenviar correo electrónico”. Es ahí donde hay que configurar todo lo referente al nuevo correo y al tipo de redirección que uno desea tener en los correos, de modo que una vez completadas todas las opciones simplemente hay que pinchar en “Aplicar” y todos los cambios quedarán registrados para el próximo inicio de sesión.

Los datos de un contacto en Hotmail muchas veces pueden ser realmente importantes a la hora de identificar el remitente de un determinado correo electrónico, de modo que para evitar esas típicas confusiones a la hora de iniciar sesión no hay nada mejor que editar los datos de un contacto añadiendo así un nombre y un apellido en la pestañita de datos para así tener cada uno de los correos bien localizado y bien identificado.

Editar los datos de un contacto en Hotmail

Ahora bien, la pregunta de siempre… ¿cómo se editan estos datos? Basta con ir -también como siempre en estos casos- a la opción de “Contactos”. Dentro de ese menú se encuentra una opción denominada “Añadir contacto”, lo cual permite añadir un contacto desde cero para poder añadirlo los datos que sean necesarios; de la misma manera, desde esa ventana también es posible editar los datos de un contacto ya existente.

Pocas cosas hay más molestas que iniciar sesión y que uno se encuentra en su bandeja de entrada Hotmail con decenas de correos de esa persona tan pesada de que la no queremos saber nada. Aprovechando las grandes ventajas que ofrece este correo a los usuarios más fieles y serios, existe la posibilidad de bloquear un contacto Hotmail mediante este pequeño tutorial que puede seguir cualquier tipo de usuario del correo, ya sea experto o simplemente una persona que no se ubica muy bien en esto de las nuevas tecnologías.

Cómo bloquear un contacto en Hotmail

Para bloquear un contacto en concreto, resulta necesario acceder al menú de “Opciones”, desde el cual en la pestañita de “Correo” existe una opción denominada “Evitar correo electrónico no deseado”. Desde ese mismo menú se puede configurar cualquier aspecto de los correos y/o usuarios no deseados, de manera que basta con seguir las instrucciones que aparecen en pantall dentro de este menú.