Haunted Castle PDF Imprimir E-mail

ESTÁS INVITADO A ENTRAR A UN CASTILLO...                                                       ...UN CASTILLO ENCANTADO.

Sinopsis

Johnny y su madre (Kyoko Baertsoen) nunca han estado unidos. A pesar de ser una estrella de rock famosa, pasó sus últimos días aislada en un misterioso castillo.

Tras su muerte, Johnny (Jasper Steverlinck), también músico, debe presentarse en el castillo de su madre para cumplir sus últimos deseos. Una petición bastante extraña, ya que no había visto a su hijo desde que éste tenía tres años.

Desde su llegada, Johnny empieza a darse cuenta de que las cosas no son lo que parecen. El castillo comienza a cobrar vida a medida que los espíritus que lo habitan le llevan hasta Mephisto (a quien da voz Harry Shearer), el macabro secuaz del Sr. D (voz de Harry Shearer también), que es el guardián del mal. Mephisto le informa que el Sr. D ha estado esperándole y que pronto obtendrá respuesta a todas sus preguntas...

Johnny se aventura a continuar y de repente aparece la figura incorpórea de su madre muerta, que aconseja a su hijo abandonar el castillo ya que una presencia maligna se esconde dentro.

El Sr. D aparece de entre las llamas de la chimenea y propone a Johnny una tentadora oferta. Se trata de la misma oferta que su madre había aceptado veinte años atrás: ceder su alma a cambio de fama y fortuna. Antes de que Johnny tome una decisión, el Sr. D le propone que acompañe a Mephisto en un recorrido por las zonas más “restringidas” del castillo.

Mientras explora el averno del castillo, Johnny contempla el destino de aquellos músicos que osaron contrariar al Sr. D y que ahora son almas en pena que vagan en un calvario perpetuo. Los cantantes de ópera parecen ser los inquilinos más atormentados y a los que el Sr. D desprecia con mayor vehemencia.

En el camino de vuelta hacia el estudio del Sr. D, el espectro de su madre se le aparece y le suplica que abandone el castillo mientras pueda.

Johnny rechaza el consejo de su madre y decide enfrentarse al Sr. D. A través de una actuación explosiva, Johnny invoca el poder de la ópera y logra destruir a Mephisto y al Sr. D, salvándose del mal y otorgando el descanso eterno al espíritu de su madre...

Notas de producción

La película de nWave Pictures de gran formato Castillo Encantado representa una gran innovación con respecto a la filmografía tradicional, ya que la narración se realiza casi en su totalidad en primera persona, lo que consigue situar al espectador en el centro de la acción. El ambiente de fantasía de la película durante los cuarenta minutos que dura, es el resultado de las técnicas de animación por ordenador más avanzadas. La combinación de una animación espectacular y unas técnicas estereoscópicas en 3D de gran impacto, consiguen que Castillo Encantado sea hasta la fecha la película más espectacular en gran formato.

Castillo Encantado comienza con un plano aéreo de algún lugar de las costas de Europa que termina cuando el coche de Johnny hace su aparición mientras se dirige a un misterioso castillo. Johnny (interpretado por Jasper Steverlinck, cantante de Arid) es un joven músico que ha heredado recientemente el imponente castillo que en una época había ocupado su madre, de la que estaba distanciada. Tras subir una colina, Johnny llega hasta la puerta del castillo. En este momento, el punto de vista de la película pasa de tercera, a primera persona. La siniestra puerta invita a Johnny a que pase y el espectador, que ahora ve la película a través de los ojos del protagonista, sucumbe ante la curiosidad.

La decisión de explotar el punto de vista subjetivo presentó muchos retos al director y a su equipo, pero el resultado final mereció la pena. Ben Stassen describe el proceso: “La realización de una película como ésta es, definitivamente, un reto ya que no hay casi cortes ni saltos en el tiempo, pero es a la vez una oportunidad para crear una sensación de espacio, algo imprescindible porque el verdadero protagonista de la película es el castillo. El cine en 3D de gran formato proporciona una magnifica oportunidad para transportar a la audiencia al mismísimo lugar donde ocurre la acción.”

Utilizando la técnica 3D, el castillo se convierte en algo real y los más inesperados sucesos ocurren en cada momento. Johnny continúa con cautela su recorrido por el castillo siguiendo la voz de su madre hasta que llega a una habitación grande y misteriosamente cautivadora. Aquí, se le aparece su madre (interpretada por Kyoko Baertsoen, cantante de Lunascape) en forma de proyección holográfica, como si fuera a transmitirle un mensaje...

Para las escenas en las que aparece un actor humano en el escenario virtual, se utilizó un equipo de cámara 3D construida expresamente para ello. Se grabó a los actores sobre un fondo verde, interactuando con decorados imaginarios. Más tarde se integraron las imágenes digitales de los actores (sin el fondo verde) en el plató virtual. Para que la ilusión funcione, los realizadores deben predeterminar todos los detalles. ¿Dónde tiene que mirar el actor? ¿A qué distancia de la cámara debe situarse el actor? ¿A qué altura y en qué ángulo debe colocarse la cámara? ¿Qué tipo de lentes se debe usar para garantizar que el actor “encaje” precisamente en el espacio tridimensional del decorado virtual?

El breve encuentro entre Johnny y su madre se ve interrumpido abruptamente por la llegada del Sr. D (al que da voz el polifacético Harry Shearer de Los Simpson y This is Spinal Tap), el guardián del mal en el castillo. El enigmático Sr. D propone a Johnny un trato: fama y fortuna a cambio de su alma. Con el propósito de persuadirle para que acepte su oferta, el Sr. D propone a Johnny realizar un recorrido por las áreas más siniestras del castillo.

La oportunidad de crear el inframundo surrealista del castillo supuso la excusa perfecta para que el equipo de animación con sede en Bruselas dejara volar su imaginación. El animador, Jérémie Degruson, comenta: “No todo el mundo tiene la oportunidad de hacer películas que se proyecten en pantallas tan grandes como un edificio de ocho plantas. Los animadores somos responsables de todos los aspectos de la imagen en la pantalla, por lo que la presión de tener que llenar una pantalla gigante nos motiva a realizar las imágenes más espectaculares que podamos concebir.”


Durante el recorrido por las mazmorras, Johnny descubre el punto débil del Sr. D: la ópera. De vuelta en el estudio del Sr. D, Johnny se enfrenta a él cara a cara y rechaza abiertamente su propuesta de fama y fortuna. De repente, Johnny evoca el poder de la ópera para destruir el castillo y al Sr. D para siempre.

Para el enfrentamiento final entre Johnny y el Sr. D, el músico Jasper Steverlinck (en el papel de Johnny) tuvo que afinar sus cuerdas vocales para la interpretación operística de “Donna Mobile”, y el propio actor explica que “Fue muy difícil porque nunca había cantado ópera y además la canción era en italiano. Normalmente canto en inglés, por lo que tuve que practicar el italiano para cantarla correctamente.” Tras semanas de entrenamiento con un profesor de voz, el resultado fue una interpretación eléctrica que, una vez incorporada en la película, consigue destruir al malvado Sr. D y borrar el castillo de la faz de la tierra.

Una vez superada la tentación, la aventura de Johnny termina seis meses más tarde con él y su grupo tocando en el Madison Square Garden de Nueva York ante un aforo completo. Sin la ayuda de los oscuros poderes del Sr. D, Johnny ha conseguido el éxito por sí mismo...

Cuando terminaron la animación por ordenador en Bruselas, los archivos digitales se enviaron a Los Ángeles para ser transferidos a película mediante un grabador de film. Un grabador de film es básicamente una máquina compuesta de un ordenador y un monitor de alta resolución con una cámara de gran formato (65 mm) colocada encima. Los archivos digitales se escanean y pasan al monitor, que lee los colores primarios: rojo, verde y azul. A su vez, el monitor revela la película tres veces, una para cada color.

Para una película de gran formato en alta resolución como Castillo Encantado, el grabador tarda casi dos minutos en grabar cada fotograma. Teniendo en cuenta que la duración total de la película es de 40 minutos, que cada segundo de película consta de 24 fotogramas y que, además, se requieren dos juegos de imágenes (uno para cada ojo), “Castillo Encantado” tiene aproximadamente 115.000 fotogramas. Se tardaron cinco meses, trabajando 24 horas al día ininterrumpidamente (a un ritmo récord de 800 fotogramas al día), en transferir los archivos del formato digital al de pantalla gigante. Se han empezado a utilizar imágenes generadas por ordenador en las películas en 3D contemporáneas para maximizar el efecto tridimensional. El uso de imágenes generadas por ordenador otorga a los realizadores el control total sobre la convergencia y el foco, que son dos de los aspectos más problemáticos en cuanto al movimiento en producciones en 3D. Al crear el entorno en el ordenador, el punto de convergencia lo determina el realizador. Además, se puede mantener todo el encuadre en el foco, algo casi imposible con las técnicas convencionales. Esto significa que cuando la película se proyecta en la pantalla, el público absorbe la información visual de manera muy similar a como lo hace en el mundo real, por lo que la ilusión es máxima.