Los toros son la fiesta más culta

que hay hoy en el mundo.

Federico García Lorca

Juan Belmonte, por Gombau

Juan Belmonte, por Gombau

Juan Belmonte, por Gombau

Venancio Gombau fue el primer fotógrafo salmantino que se ocupó de retratar los toros en el campo y no sólo a los astados en su hábitat natural, en las fincas charras, sino también a los toreros, escritores, políticos y gentes con renombre que en aquel tiempo constituían las fuerzas vivas de Salamanca.

La temporada de 1920 siempre será tristemente recordada por la tragedia de Talavera de la Reina. Marcó, sin duda alguna, un antes y un después en la fiesta de los toros. El destino quiso que tres días antes José y Juan torearan juntos en Valencia, acompañados por Varelito, que dos años después perdería trágicamente la vida en Sevilla. Será la antepenúltima corrida de José: después vendrá la hostil del 15 de mayo en Madrid y la trágica de Talavera.

La fotografía de este artículo fue tomada precisamente en 1920. Se publicó en el libro Salamanca en las fotografías de Venancio Gombau, de Enrique de Sena, que nos brinda un comentario sobre el torero de Triana: “Realizada en el estudio de la calle Prior, Juan Belmonte con los ojos expresivos y tristes, la huella que desde su niñez le acompañó… Había venido en febrero de 1920 a Salamanca, invitado por Argimiro Pérez-Tabernero. Y en la finca de Padierno, como en otras placitas de ganaderos que le invitaron, el diestro se había placeado en el toreo escueto de los tentaderos. El 27 de febrero se encontraba también en Padierno Manuel Granero, después de probar varias vacas y algún semental. Cuando todo el mundo se retiraba  Belmonte insistió en simular la suerte de matar con una banderilla. La vaca de sangre y de casta Saltillo le empitonó por el muslo y le clavó seis centímetros de una de las astas…”.

En pleno invierno sufre Belmonte una cornada en un simple tentadero. Debe recuperarse. Le espera la Feria de Abril de Sevilla, en la que se anuncia el cuatro de abril con toros de González Nandín y acompañado en los carteles por José, su hermano Manolo Belmonte, Chicuelo y Sánchez Mejías. Le seguían otras tres tardes más, donde alterna con el desgraciado Varelito y otra vez Chicuelo. Pero destaca en el ciclo el mano a mano con José el día 29 con astados de Gamero Cívico, donde Gallito cortó un apéndice.

Venancio Gombau nació en Cabanillas de la Sierra, Madrid, y sus vivencias en Salamanca empiezan en los primeros años de su vida cuando una de sus hermanas se casa con José Oliván, autor de la primera fotografía que está registrada de la ciudad salmantina. Al frente del estudio familiar estará Gombau hasta 1904, fecha en el que se establece en la calle Prior número 18 y en el que permanecerá hasta su muerte en agosto de 1929.

_____________________

Publicado en el Programa de Mano Oficial de la Empresa Pagés el viernes 17 de abril de 2015.

El autor

Fernando Martínez Perfil | Web | Google Plus | Facebook | Twitter

Es periodista, editor y escritor nacido en Sevilla. Además de leer muchos libros, compagina su escaso tiempo libre con la ardua tarea de enseñar la Lengua y la Literatura de Miguel de Cervantes a adolescentes incrédulos.

La Imagen

Juan Belmonte en 1920 de Venancio Gombau